Domingo 11 de Abril de 2021

Empanadas criollas en la Gran Manzana

El emprendimiento de Mario Vivas surgió tras un "renacer" en medio del avance del coronavirus

Empanadas criollas en la Gran Manzana
miércoles 24 de febrero de 2021
M

ario Vivas (33) es odontólogo de profesión. Si bien en sus comienzos tenía un trabajo estable en Buenos Aires, en 2010 decidió invertir todos sus ahorros y mudarse a Nueva York, donde lanzó una empresa de organización de eventos y catering que previo al avance del coronavirus, le permitía vivir cómodamente en la Gran Manzana. Como consecuencia de las cancelaciones que debió afrontar a causa de la pandemia, tuvo que replantearse su camino. Así fue como creó un local de empanadas criollas con la ayuda de dos inversores locales.

El emprendedor optó por la ciudad que alberga el Central Park y la Estatua de la Libertad, debido a que se trata de un territorio “compatible” con su personalidad vibrante y enérgica. Sus ideas surgieron sin una planificación previa y en el trayecto llegó a ser asistente del manager de la reconocida artista Beyonce.

Luego, trabajó con una wedding planner reconocida en la zona, con quien se fue interiorizando acerca del rubro de la organización de eventos. En 2016, creó su propia agencia, que el año pasado se encontraba en pleno auge hasta el arribo de la enfermedad que puso en jaque al mundo.

En marzo de 2020, le cancelaron 24 eventos en tres días, de modo que sí o sí tuvo que reinventarse. Durante los primeros meses se acordó de sus inicios en la ciudad, donde lo dominaba la incertidumbre, aunque sentía adrenalina por lo que estaba por venir.

Para que sus clientes no se olvidaran de él, empezó a cocinar y entregar bandejas de comida casa por casa, puerta por puerta. Entre los platos que preparaba, se destacaban las recetas de su abuela Stella, con quien vivió mientras estudiaba para ser dentista.

En una de esas salidas de delivery, un usuario le preguntó qué era lo que mejor cocinaba. Sin dudar, respondió “empanadas”. Tras deleitarlo con sus criollas, logró convencer a dos inversores que le propiciaron los 120 mil dólares que necesitaba para comenzar su nuevo negocio.

En pleno confinamiento buscó un local en Nueva York, intentando que se tratara de un espacio ameno para que el público se sintiera seguro una vez que el día a día se normalizara. Tras recorrer zonas como la Estación Central o Brooklyn, se topó con el mercado de ColombusCircle, que le fascinó por su ambiente y precio. La tienda abrió el 1 de diciembre.

Con los pies en el piso, Vivas asegura que en medio de un contexto como el actual es “poco serio” hablar de éxito. No obstante, cree en sus posibilidades y el crecimiento de su negocio.

La casa ofrece siete variedades de empanadas que comercializa por take away. Recientemente, se inauguró un espacio para sentarse y comer en el lugar. Los productos también se pueden adquirir vía online para freezar.