Miércoles 21 de Octubre de 2020
Fate

Brasil rechaza el trigo transgénico desarrollado por Bioceres

En un comunicado oficial, la Asociación Brasileña de la Industria del Trigo (Abitrigo) se manifestó en contra del cereal transgénico. La industria molinera brasileña en su conjunto expresó su posición

Brasil rechaza el trigo transgénico desarrollado por Bioceres
jueves 15 de octubre de 2020
E

n un comunicado oficial, la Asociación Brasileña de la Industria del Trigo (Abitrigo) se manifestó en contra del cereal transgénico. La industria molinera brasileña en su conjunto expresó su posición de rechazo respecto a la comercialización del trigo y la harina del cereal transgénico aprobado por la Argentina.

Dado que Brasil no permite la producción o importación de trigo transgénico, el comprador del 45% del trigo que exporta la Argentina no dudó en expresar su opinión sobre la autorización condicional que el gobierno de Alberto Fernández le otorgó al trigo transgénico desarrollado por Bioceres.

“No hemos identificado ningún movimiento en la demanda de los consumidores brasileños por soluciones transgénicas; por el contrario, existen manifestaciones publicadas por asociaciones de consumidores con restricciones al uso de estos productos transgénicos. Las opiniones emitidas en eventos regulatorios, juicios, declaraciones de consumidores y agencias de protección al consumidor permiten inferir que el mercado brasileño es reactivo y preocupado por la adopción de alimentos transgénicos”, indica el comunicado.

La producción y comercialización de transgénicos solo está permitida para cinco productos: el maíz, el arroz, los frijoles, la soja y el algodón. Más del 90% de la producción brasileña de esos dos últimos productos, bastante vendidos a otros países, es transgénica. Sin embargo, los productos transgénicos tienen poca aceptación entre los consumidores brasileños.

En este contexto, Abitrigo expresó que “hace pública su posición en contra del uso de esta fuente alternativa de generación de alimentos”. La asociación también remarcó que “pedirá a las autoridades del vecino país que no autoricen la comercialización de estos productos en Brasil”.

Por su parte, 16 cámaras del agro de la Argentina manifestaron que responsabilizarán al Ministerio de Agricultura de la Nación por cualquier daño que se produzca en la relación comercial.